Omega Seamaster 300 “Spectre” es el reloj que James Bond, o si prefieren Daniel Craig, ha elegido para la última película de la saga del célebre espía británico. Un reloj con caja de acero de 41 mm de diámetro y calibre automático Omega Master Co-Axial, en edición limitada a 7.007 piezas. Su precio: 6.400 €.

Desde el clásico Seamaster Quartz Professional 300M en “GoldenEye” al Seamaster Aqua Terra 150M y el Planet Ocean 600M en “Skyfall”. A partir de 1995, a lo largo de las últimas siete películas de las hazañas de James Bond, la historia de Omega y del agente de su Graciosa Majestad han ido al unísono. Como ahora, en su recién estrenada entrega, con este nuevo Omega Seamaster 300 “Spectre”, lanzado por primera vez en la historia del agente 007 en edición limitada a 7.007 piezas. Cada número de esta exclusiva edición, así como el nombre del film, aparecen grabados en la parte posterior de la caja.

Una caja de 41 mm elaborada en acero inoxidable con un bisel de buceo giratorio bidireccional de color negro, fabricado en esta ocasión en cerámica pulida y combinado con una escala de 12 horas en LiquidMetal para poder controlar el tiempo en cualquier lugar del mundo, enmarcan su elegante esfera en la misma tonalidad azabache, con cristal de zafiro convexo, resistente al rayado y tratamiento antirreflectante en su cara interna.

Entre sus señas de identidad, tampoco pasan desapercibidas la aguja del segundero “lollipop”, y su ya célebre correa NATO de cinco rayas grises y negras, conocida también como la correa NATO de James Bond, cuyo cierre lleva grabado el legendario “007”.

Con el fin de conseguir la máxima precisión, estabilidad y durabilidad –hasta el punto de mantener una resistencia a campos magnéticos por encima de los 15.000 gauss–, su innovador movimiento automático, calibre Omega Master Co-Axial 8400, dispone del revolucionario escape Co-Axial y de un volante-espiral de oscilación libre, con espiral de silicio, dos barriletes montados en serie y armado automático en ambas direcciones con objeto de aminorar el tiempo de carga. Tanto sus puentes como la masa oscilante aparecen adornados con una decoración exclusiva Côtes de Genève con motivos arabescos.

Más que espectro, este nuevo modelo es una extraordinaria realidad para la que… “nunca dirá nunca jamás”.

Omega Seamaster Spectre y James Bond

 

FICHA TÉCNICA

MOVIMIENTO: Automático, calibre Omega Master Co-Axial 8400. Resistente a campos magnéticos por encima de los 15.000 gauss. Volante-espiral de oscilación libre, con espiral de silicio, dos barriletes montados en serie; armado automático en ambas direcciones, para mermar el tiempo de carga. Puentes y masa oscilante con decoración exclusiva Côtes de Genève en arabesco. Cronómetro. Reserva de marcha de 60 horas.

CARACTERÍSTICAS: Caja de acero inoxidable de 41 mm de diámetro. Bisel de buceo giratorio bidireccional en cerámica pulida de color negro. Corona atornillada. Esfera negra con cristal de zafiro convexo, resistente al rayado y tratamiento antirreflectante en su cara interna. Fondo transparente. Hermético hasta 300 metros. Edición limitada a 7.007 piezas.

BRAZALETE: Correa NATO de cinco rayas grises y negras. Cierre grabado con el legendario “007”.

PRECIO: 6.400 €